El pasado 14 de Marzo, con motivo del día mundial de la endometriosis, la FAME, las Matronas hablaron sobre esta patología con el fin de dar visibilidad a esta enfermedad que puede comprometer la calidad de vida de muchas mujeres que la padecen.
La endometriosis es una enfermedad crónica, que suele ser progresiva e incapacitante. Afecta a entre un 10 y un 15% de la población femenina, más de 2 millones de mujeres en España. Esta enfermedad consiste en la implantación y crecimiento benigno de tejido endometrial fuera de su lugar habitual, siendo las localizaciones más frecuentes el ovario y el útero (75% de los casos), aunque se pueden ver afectados más órganos. Dicho tejido tiene dependencia hormonal del ciclo menstrual, produciéndose sangrado y desprendimiento del mismo con la menstruación.
La endometriosis es una enfermedad crónica que, en al menos el 50% de las mujeres afectadas, es recurrente y progresiva, cuya causa aún se desconoce y que a día de hoy “no tiene cura”.

 Epidemiología:

·Prevalencia: 10-15% mujeres en edad reproductiva
·Incidencia más elevada: 30-45 años
·Edad al diagnóstico: 25-29 años
·Localización Ovario: 60-65% Útero: 18-20% Otros: 15-22%

Síntomas:

· Dismenorrea (menstruaciones dolorosas)
· Dolor durante y después de las relaciones sexuales
· Problemas reproductivos (infertilidad/esterilidad)
· Dolor abdominal y/o pélvico
· Sangrados abundantes y/o irregulares
· Trastornos intestinales
· Trastornos urinarios
· Cansancio o fatiga crónica
Uno de los síntomas más destacados de la endometriosis, es la posible infertilidad/esterilidad.
Aproximadamente entre el 30% y el 50% de las pacientes con endometriosis presentan
esterilidad o tienen algún problema para conseguir el embarazo de forma natural.

¿Por qué se produce?

El ginecólogo explica que “la sangre menstrual, además de ser expulsada por el cuello del útero también sucede hacia atrás por las trompas de Falopio, lo que se conoce como menstruación retrógrada. Eso provoca que se produzcan implantes en los ovarios o el peritoneo”. La endometriosis afecta a mujeres que se encuentran en edad fértil. Conviene desterrar el falso mito de que “se cura” con el embarazo. “Los implantes pueden atrofiarse de 12 a 18 meses en los que se halla sin actividad hormonal (embarazo más lactancia). El dolor se alivia pero jamás desaparecerá. No es curativa”, destaca el experto. Respalda la argumentación Victoria Verdú, coordinadora de Ginecología de la Clínica Ginefiv, “a pesar de los avances médicos, esta enfermedad no tiene cura ni se conoce su causa, tan sólo se emplean fármacos antiinflamatorios para aliviar los fuertes dolores que produce, siendo la última solución la cirugía, donde por vía laparoscópica, se eliminan los tejidos dañados”. Los datos muestran que la posibilidad de quedarse embarazada, en mujeres sanas, es del 15-20% por cada ciclo menstrual. Sin embargo, aquellas mujeres con endometriosis se encuentran en torno al 2-10%.

Relación entre el cáncer y la endometrosis

No existe evidencia para afirmar que la endometriosis aumenta el riesgo de cáncer. Pero sí se aprecia una asociación epidemológica con el cáncer de ovario, el melanoma, forma de cáncer de piel y el linfoma de Hodgkin, cáncer del sistema inmunitario. Hay dos tipos: linfoma de Hodgkin clásico y linfoma de Hodgkin ganglionar con predominio de linfocitos.

De Santiago prosigue, “existen dos tipos de cáncer de ovario, el de células claras y el seroso de bajo grado, cuyo riesgo de desarrollo es de 1,3 puntos más en las pacientes con endometriosis. Una cifra que es baja pero implica algo de riesgo”. También se debe prestar atención con las receptoras de óvulos. En el 10% de los casos padecen endometriosis.

El diagnóstico de la endometriosis suele demorarse una media de 8 años y causa problemas psicológicos, además de dificultar el acceso a las técnicas de preservación de la fertilidad, como la vitrificación de óvulos, donde la edad de la mujer es primordial. Por ello, los médicos deben seguir de cerca el estado de sus pacientes. Para finalizar, apunta el médico que “los tumores de ovario se diagnostican de forma tardía tres de cada cuatro veces debido a que se desarrolla de manera muy rápida. Por ello, al tener un mayor control sobre ellas, se les puede dar un mejor pronóstico”.

No se debe normalizar el dolor u otros síntomas que puedan aparecer, por eso, que en caso de presentarlos o tener dificultades para lograr un embarazo, es importante acudir a la matrona.
Ella realizará una primera valoración de los síntomas y derivará al profesional pertinente en casode necesidad.
Las matronas quieren seguir luchando, junto con las mujeres, para que esta “desconocida” enfermedad deje de estar tan olvidada en nuestra sociedad y también en el ámbito de la salud y se le otorgue por fin la importancia que requiere.

Fuentes:

https://www.larazon.es/atusalud/salud/dos-millones-de-espanolas-padecen-endometriosis-HF22411677

https://www.asociacionmatronasmurcia.es/14-de-marzo-dia-mundial-de-la-endometriosis/